01800 367 6472 / 5518140567

ventas@memoryfoam.com.mx

      0

 

Cómo sobrevivir a una pareja que ronca sin morir en el intento

lunes, enero 28, 2019
Cómo sobrevivir a una pareja que ronca sin morir en el intento

 

Sin duda una persona que ronca no la pasa bien, sabe que molesta a su pareja y además los ronquidos son señal de que algo no está bien en su interior. Pero también es cierto que la persona que soporta sus ronquidos es la que más padece esta molesta situación. El que ronca no duerme bien, pero el que soporta el ruido simplemente no duerme.


Según el doctor Neil Stanley, experto en sueño, la mitad de los hombres en Estados Unidos roncan de forma ocasional, y de ellos, la mitad ronca todas las noches. 


Si tú te encuentras en una situación como esta, presta atención a estos tips con los que podrás ayudar a tu pareja y tú lograrás un sueño de mejor calidad. ¡Relájate! dormir en cuartos separados no es la solución.


  • Trata de irte a la cama tú primero, una vez que alcances el sueño profundo es más difícil que los ronquidos te despierten.

  • No tomes muchos líquidos antes de dormir, ya que pueden hacer que te despiertes a media noche y si eso sucede, conciliar el sueño será más complicado con el concierto que tendrás al lado.

  • Si escuchas a tu pareja roncar pídele que cambie de posición, los ronquidos disminuyen cuando se duerme de lado en lugar de bocarriba.

  • Los ronquidos se producen por la relajación de las vías respiratorias así que pídele a tu pareja que no tome nada que agudice aún más esta condición. Lo ideal es evitar relajantes musculares, alcohol y somníferos.

  • Aprovecha esta oportunidad para mejorar tanto tu alimentación como la de tu pareja. Las cenas pesadas dificultan la digestión y empeoran los decibeles de los ronquidos. Mientras más ligera sea la cena y dejes pasar más tiempo entre el último alimento y la hora de dormir, será menor la posibilidad de roncar.

  • La calidad del colchón y la almohada que utilizas juega un papel muy importante. Las Almohadas Ergonómicas de Memory Foam favorecen la disminución de los ronquidos ya que soportan el cuello y la espalda de tal manera que logran que te quedes posicionado de lado por más tiempo, incluso la noche completa.


Según el doctor Stanley, hay otros tips sencillos que él ha probado que ayudan considerablemente a mejorar esta situación.


  • Ejercitar la lengua. Suena algo loco, pero el doctor probó que al roncar, la lengua se desliza hacia la garganta, situación que impide el paso de oxígeno al organismo y desencadena en ronquidos. Al ejercitar la lengua se logra que quede más fija a la hora de relajarla. El ejercicio más sencillo para ello es sacarla, ponerla recta y moverla de un lado al otro dos veces al día por cinco minutos, tocando las esquinas de los labios.

  • Perder peso. El hecho de que haya gente delgada que ronca demostraría que el peso no tiene relación con los ronquidos, pero el doctor Stanley encontró que gente delgada que aumentó en un pequeño porcentaje su peso corporal (aunque se sigan considerando delgados) tiene mayor incidencia en comenzar a roncar. Si la complexión de una persona es media y así ha sido toda su vida puede que al subir un poco de peso empiece a presentar ronquidos por las noches.

  • Utilizar un aparato bucal. El doctor Stanley recomienda aprovechar que vivimos en una época de avances tecnológicos, y asegura que los aparatos bucales anti ronquidos funcionan en la mayoría de los casos. Los mejores son los que están hechos a la medida, aunque hay otros pre fabricados que se ajustan a distintos tipos y tamaños de bocas. Pregúntale a tu dentista si conoce a un especialista que se dedique a esto y ¡pídele a tu pareja que lo pruebe! No hacen ningún daño.

  • Limpiar los conductos nasales. Muchos casos de ronquidos tienen la raíz del problema en la falta de aire que entra por la nariz. Despejar tus conductos antes de dormir puede ser la solución y no te quita más de cinco minutos. Hacer lavados de agua con sal es una forma económica y eficaz; también puedes adquirir tiritas nasales en la farmacia o darte un baño de agua caliente y sonarte muy bien en la regadera.

Si ninguno de estos tips funciona, pídele a tu pareja que acuda a un especialista, pero no te desanimes, es un problema común y por suerte es tratable.

Comentarios
El anuncio no tiene comentarios.
Anota tu comentario
 

 
Captcha Image
 

Ofertas del día  


banner1